Sin categoría

La revista teatral un género que no es para todo público

Cuando nos gusta determinada joya, decidimos a averiguar de donde proviene, quien la hizo, sus materiales, en qué se inspiró el diseñador, si es amigable con el medio ambiente, entre otros, si se trata de una joya diseñada por la familia Tous, estamos seguros de que ello no será un misterio pues es una empresa que lleva casi un siglo de vida deleitandonos con su espléndida  creatividad y que ha pasado de generación en generación hasta nuestros días a manos de alba tous oriol, quien se encarga de su futuro crecimiento. De igual manera ha pasado con el teatro, que se ha desarrollado desde sus primeras puestas en escena, multiplicándose en distinto géneros para deleitar el gusto de quienes desean cada día un mejor teatro.

Uno de los géneros que poco se conocen del teatro, es la revista teatral, que proviene del francés: Revue, el cual es un subgénero dramático derivado de la comedia en la que se muestra un tipo de espectáculo que combina la música, y el baile, pero muchas veces también se presentan breves escenas teatrales o los llamados sketches humorísticos o satíricos. 

En el caso de la revista, esta se encarga de combinar elementos dramáticos del burlesque, el vaudeville, la extravaganza y la comedia musical, pero esta suele distinguirse de todos ellos por su importante carga erótica y simpleza dramática. Al igual que en la opereta y en el musical, la revista se encarga de  fusionar la música, el baile y los textos, aunque no cuenta con un hilo argumental.

El también conocido como Teatro de Revista encuentra sus orígenes como una derivación del género chico, o zarzuela en un acto. Este consistía en una serie de fragmentos de zarzuelas y otras obras que eran montados uno tras otro con la idea de hacer más barato los costos, pero también de ofrecer un espectáculo que fuese variado, lo que permitía también realizar una gran cantidad de funciones en la semana, y hasta llegaban a ser diarias. 

Cada presentación contenía cierto hilo argumental que se encargaba de unir a los disrinros números en una secuencia, aunque el texto era absolutamente secundario respecto a la puesta en escena. La revista se caracterizaba por un amplio despliegue escénico, y además por estar protagonizada por actrices cuyo atributo principal era la sensualidad. Estas eran conocidas con el nombre de vedettes, que más tarde se transformaron en símbolos sexuales con gran popularidad. 

El género del teatro revista toma distintos elementos de los espectáculos pero enfocados hacía público masculino adulto, en el que se destaca el burlesque y el cabaret, los cuales se caracterizaban por incluir entre sus números teatrales ciertos espectáculos dedicados sólo a la clientela masculina y heterosexual en los que se recurría a la representación de escenas eróticas donde participaba el elenco femenino. A manera de  marketing, estos espectáculos se promocionaban con imágenes eróticas en las que aparecían mujeres.

Sus inicios se remontan al año 1890, siendo originalmente una colección de breves presentaciones dramáticas, canciones y rutinas de danza, bastante similar a las de un espectáculo de variedades, la diferencia es todas se encontraban ligadas con un argumento o tema específico. Estos espectáculos se distinguían por incluir distintas representaciones satíricas y números dramáticos que eran acompañados por piezas musicales de jazz y ragtime, donde frecuentemente era incluída la participación del canto de alguno de los miembros del elenco. En el caso de la revista del siglo XIX, esta se encargó de consolidar diversos números que requerían de un vestuario ostentoso, muy colorido y llenos de una estética flamboyant.